Bassins de Lumières: el centro de arte digital más grande del mundo
Inmersión total

Bassins de Lumières: el centro de arte digital más grande del mundo

Culturespaces ha convertido una base submarina de la Segunda Guerra Mundial situada en Burdeos en un gigantesco centro que acogerá exposiciones inmersivas proyectando arte en 360º sobre las paredes y el agua de estos históricos búnkers de acero.

Una base submarina, cuatro estanques de agua, 90 videoproyectores y 80 altavoces. Estos son los cuatro ingredientes básicos de Bassins de Lumières, el centro de arte digital más grande del mundo que abrirá sus puertas en Burdeos el próximo 17 de abril. La empresa Culturespaces ha restaurado y rehabilitado estos búnkers de construcción germana para convertirlos en un escenario único que permite sumergirse en una sorprendente experiencia artística. 
Bassins de Lumières presentará exposiciones digitales monumentales e inmersivas proyectando las obras sobre su gigantesca arquitectura y sus estanques de agua. El recorrido se realiza en pasarelas elevadas sobre el agua y a lo largo de los muelles, agregando una nueva dimensión a la experiencia. 

KLIMT Y KLEE PARA EMPEZAR

Los primeros visitantes que paseen por las plataformas de estos estanques podrán disfrutar de diferentes y diversas exposiciones. La principal estará dedicada a la pintura vienesa, reflejando el trabajo de GustavKlimt y sus sucesores a través de retratos, paisajes, desnudos, colores y dorados. Todo ello en formato XXL, invitando al espectador a meterse dentro de las obras,  acompañado de música y donde no faltarán creaciones como el famoso El beso. 
Las paredes también reflejarán otra exposición inmersiva dedicada a los trabajos coloridos y abstractos del artista Paul Klee. El recorrido rinde homenaje a los rangos pictóricos del alemán e involucra con la música al visitante desde el inicio, provocando una especial conexión. 

PROYECCIOBES SOBRE EL AGUA

Además de las cuencas principales, en el centro se han creado seis nuevos espacios para ofrecer todo tipo de expresiones artísticas. Así, el denominado Cube, con 220 metros cuadrados y 8 metros de alto, se centrará en el arte contemporáneo creado por artistas digitales. Los visitantes podrán descubrir una nueva creación del estudio digital Ouchhh, especializado en diseño gráfico, diseño de movimiento y proyecciones digitales. Para sus creaciones, Ouchhh usa inteligencia artificial y cuestiona el acto de creación artística. El espacio Cisterne destinará sus 155 metros cuadrados a explicar los lazos entre las obras originales y las que se muestren en las exposiciones inmersivas; mientras la zona de los Grandes Nenúfares se destinará a proyectar imágenes sobre el agua. Además, contará con un museo, un espacio pedagógico donde entender mejor la exposición inmersiva, un palco, un escenario y unas gradas desde donde contemplar las obras comn diferentes puntos de vista. 

Gustav Klimt, oro y colores. Las fotografías son simulaciones de cómo será la exposición dedicada a Klimt dentro de Bassins de Lumières. Fotos: Culturespaces
Gustav Klimt, oro y colores. Las fotografías son simulaciones de cómo será la exposición dedicada a Klimt dentro de Bassins de Lumières. Fotos: Culturespaces
Gustav Klimt, oro y colores. Las fotografías son simulaciones de cómo será la exposición dedicada a Klimt dentro de Bassins de Lumières. Fotos: Culturespaces
 

El hermano mayor

Bassins de Lumières representa tres veces la superficie de Carrières de Lumières (una antigua cantera de piedra caliza) en Baux-de-Provence y cinco veces la superficie del Atelier des Lumières (una antigua fábrica de fundición) en París. Ambos centros son los hermanos pequeños y ya consagrados de la familia Culturespaces y museos clave en el desarrollo de las exposiciones de arte digital inmersivas.

 

Las cifras de Bassins de Lumières

4 estanques de 110 m de largo, 22 m de ancho y 12 m de altura
13.000 m2 de superficie total
12.000 m2 de superficie de proyección
3.000 m2 de superficie de itinerario
90 videoproyectores y 80 altavoces